Suelo abusar de la expresión casualidad para explicar algunos eventos…lo sé.

Hace unas semanas, de casualidad, me enteré que Juan Antonio Barberan iba a tocar en el CCK. Barberan? – pensé. Es el apellido de mis sobrinas…y es oriundo de Mercedes…voy!!! Una lluvia cambió mis planes. Segunda chance…palacio legislativo en la Noche de los museos. Segundo strike…mamá quiso quedarse bailando en la fiesta post marcha del orgullo. La tercera es la vencida…viernes 15 en Congo Club.

Toño y su Banda nos hicieron viajar al litoral, al lugar donde el tiempo avanza a su ritmo cansino que permite componerle canciones a la calandria, al toro, a un amigo, a una ciudad, a la casa de la abuela, a un patio, a un baile…a la vida. Algunas fueron de puño y letra de Juan Antonio y su hermano Juan Pablo, otros fueron clásicos que no sabía que recordaba.

Una delicia la invitada de la noche: Carolina Rojas haciendo Para que no me olvides y Bañado Norte. Sólida la banda con Ana Ponce en percusión, Joaquín Fridman en bajo, la talentosa Clara Terán entrenando vocalmente al equipo y aportando todos los coros y acompañamiento en voz , Tichy Celser haciendo hablar al bandoneón y Eduardo Depose rockeando chamamés en guitarra y armónica y Juan Antonio Toño Barberán en guitarra y voz animándose a dar batalla para que el chamamé sea reconocido como patrimonio de la humanidad. 😁

Esta formación se está estrenando…Toño está dando los primeros pasos como solista, pero tiene kilómetros andando en esto del folklore con Alma Guaraní y se nota su pasión y entrega. Se augura un largo camino por delante. Toño tiene una dosis de experiencia, un poco de alma festivalera y talento para armar el repertorio y el equipo y se sobra carisma. ⭐️

No se cuando será la próxima vez que toque en la ciudad…estaremos presentes…siempre es bueno disfrutar de estos bellos momentos que transportan a la tierra que nos vio crecer.

Maria, silbando una chamarrita…también tengo torrente entrerriano 💜💜