No se por qué me vino a la mente esta escena justo hoy: feria de las naciones, mi Tutu con año y medio, más o menos, pedía que la desate de su cochecito para acercarse a ver una pintura en detalle. La miró de un lado, la miró del otro, se alejó, la volvió a mirar. Le va a gustar el arte – pensé.

Luego, llegando a los 4 años, cada vez que me visitaba iba directo al baúl de juguetes, elegía un libro y me lo traía para que se leyese. Le va a gustar la literatura – pensaba.

Cuando aprendió a agarrar un crayón, se acomodaba como podía en la mesa del comedor y pedía ‘enseñame’. Va a ser buena estudiante – pensaba.

Jugábamos a poner un disco, escuchar un pedacito de la canción y adivinar el nombre y el intérprete. Tiene buena memoria – pensaba.

Y si, yo pensaba.

Esta mañana recibí un SMS de un número que desconozco diciendo: tía, necesito preguntarte algo de la prueba y no tengo crédito. Sin pensar le cargué $30 y esperé el siguiente mensaje. Y llegó. Hiciera, pudiere, cupo, anduvimos, satisfaría, sabré, quepa, sepamos, ande, hace, qué verbos son?

La semana pasada estudiamos verbos irregulares. Evidentemente quedó en una parte del cerebro que se vacía cada fin de semana o cada 2 días.

Casi ni terminaba de escribir tercera persona, pretérito imperfecto del indefinido, segunda conjugación, cuando llegaba otro: Qué es ‘como un río que arrastra la rama’?

Y así, un ping pong de preguntas y respuestas dignos del Repechaje final…con similares resultados: hay que volver el Viernes…con los verbos repasados y aprendido a fondo lo de crónica y eso.

Estoy convencida que no le gusta el arte, ni la literatura, ni estudiar, ni tiene buena memoria. Lo único que espero es que la profesora no se avive de la existencia del celular oculto en el bolsillo y el Viernes aprobemos. Dejamos Matemática y Contabilidad para Marzo.

La llamé al mediodía, y mientras escuchaba algo que intentaba ser una excusa pensaba: tendrá compostura todo ésto o se le malogró la materia gris y así va a quedar? Es la adolescencia o será que el cuero cabelludo no es tan impermeable y dejó llegar el líquido alisador a las neuronas?

Ya no espero que muestre interés por algo ni que aprenda las tablas finalmente, simplemente espero un 4. Con qué poco nos conformamos!!!!

María, imprimiendo las conjugaciones de los verbos irregulares. O los aprende o se los pega en el ruedo del uniforme y los copia…ya me da lo mismo…

Escuchar canción

Equivocaciones siempre vanas
ilusiones que se pierden
tristezas y remembranzas
de una vida como tantas.

Caminos y calles tenues
con mentiras de otros tiempos
sensaciones que se mueren
cuando cae tu amor naciente.

Y creando mil palabras
muchas veces se siente,
las ideas van cambiando
a medida que se crece.

Y los años nos pasaron
como pasan las mañanas
cada día que se gasta
se me olvida en la garganta.

Y creando mil palabras
muchas veces se siente
las ideas van cambiando
a medida que se crece.

En las voces como suenen
se escucharán mas calladas
aquellas palabras tristes
que dice, a veces, la suerte.

Anuncios