Como nieve no tengo…con papeles me entretengo… Miércoles, Dic 31 2008 

No se desde cuando existe la costumbre de arrojar papeles desde los edificios de oficina del microcentro, pero permítanme pedir que dejemos esa costumbre de lado.

Las mismas empresas que toman los listados archivados y el calendario de los tacos y los arrojan a la calle son las mismas que piden cambiemos la modalidad de envío de los resúmenes de cuenta para evitar el uso de papel que, directamente, provoca la tala de árboles para su elaboración.

Seguramente son las mismas empresas que habilitan una caja en algún lugar de las oficinas para recolectar papel usado que luego se enviará a la fundación Garraham para que los reciclen y consigan fondos.

Quizás sean las empresas que mandan un memo pidiendo que, a menos que no se pueda evitar, intentemos imprimir en doble faz para ahorrar papel.

Y todo es cuidado para qué? Para complicarle la vida a los barrenderos que tienen que apresurarse antes de que este viento y la lluvia anunciada lleve esos papeles a las bocas de tormenta y se arme la bola de papel maché más grande del mundo, capaz de tapar cualquier cañería de desagüe?

Queremos festejar algo? Entonces, un día cualquiera de cualquier estación de cualquier mes del año, miramos a nuestros compañeros de oficina y proponemos: nos compramos un ananá fizz, unos turrones y comemos eso en vez del mate de la tarde? Nos proponemos dejar atrás una viaja etapa y arrancamos con esperanza un nuevo día? Y si…lo hacemos y listo…para qué esperar el último día del calendario que usamos en estas latitudes.

Sin querer arruinarles las ilusiones a algunos les comento que después de las 12.00, pocas cosas cambian sino cambiamos nosotros. Las alegrías y las tristezas no vienen pegadas al calendario. De nosotros depende vivir cada día como si fuera el último, sabiendo que mañana vamos a recibir otro día igual, con la simple condición de que lo volvamos a vivir como si fuera el único.

No esperemos de la vida más de lo que damos. No pidamos una oportunidad si no somos capaces de darlas. No esperemos ser correspondidos si no correspondemos siempre. No demos sólo en medida de lo que creemos que recibimos. Contestaste una carta o un mensaje, y tengo ganas de saludarte…te saludo. De última, solo a mi frente al espejo rindo las cuentas.

Uno de mis sobrinos siempre dice ‘si la vida te da la espalda…tocale el c…’. Y si…mientras eso nos provoque gracia todo bien.

Para los que necesitan sentir que tienen el permiso de empezar todo de nuevo…adelante…éste es el momento…les va a salir precioso…como todo lo que intentan siempre.

María, viendo como su Tutu está grande y organiza la reunión de fin de año. Nadie lleva Pan Dulce…pero a la tía le toca hacer chocotorta…esos son festejos…jejeje

Escuchar canción

Should auld acquaintance be forgot,
And never brought to mind?
Should auld acquaintance be forgot,
And days of auld lang syne?
And days of auld lang syne, my dear, And days of auld lang syne.
Should auld acquaintance be forgot,
And days of auld lang syne?

We twa hae run aboot the braes
And pu’d the gowans fine.
We’ve wandered mony a weary foot,
Sin’ auld lang syne.
Sin’ auld lang syne, my dear,
Sin’ auld lang syne,
We’ve wandered mony a weary foot,
Sin’ auld ang syne.
We twa hae sported i’ the burn,
From morning sun till dine,
But seas between us braid hae roared
Sin’ auld lang syne.
Sin’ auld lang syne, my dear,
Sin’ auld lang syne.
But seas between us braid hae roared
Sin’ auld lang syne.

And ther’s a hand, my trusty friend,
And gie’s a hand o’ thine;
We’ll tak’ a cup o’ kindness yet,
For auld lang syne.
For auld lang syne, my dear,
For auld lang syne,
We’ll tak’ a cup o’ kindness yet,
For auld lang syne.

Por la abolición de la Navidad Jueves, Dic 25 2008 

 
Los que realmente esperan el momento del año para festejar que el hijo de Dios llegó al mundo tienen y van a seguir teniendo motivo de festejo.

Me refiero a la Navidad sin sentido religioso. Esas reuniones con excusas de comer lechón frío y tomar sidra a la medianoche mientras los pequeños abren los regalos que un Papá Noel les ha dejado como premio a sus buenas acciones del año.

No hay taxis, la calle está habitadas por gente ebria y muchos ellos están detrás de un volante. En su afán de festejar, se gastan hasta las últimas monedas en pequeños paquetes y tubitos que explotan…y como los grandes están con calor y dándole a la cerveza, al día siguiente vemos en la tele los móviles en la puerta de los hospitales mostrando heridas y sangre.

Cómo se elige con quien pasarlas? Para mi está entre descarte y compromiso. Y ni bien dan las 12.00…celular en mano…comienza la rutina de intentar comunicarse con el que no está. Analizando algunas actitudes casi desesperantes, me parece que había más ganas de estar del otro lado del aparato y no en esa mesa.

Y sin entender, a algunos se les da por recordar a los que no están…como si no nos faltaran el día siguiente o la víspera.

Como si fuera un milagro de Navidad, cada año espero que la tradición se termine, que pueda comer en mi casa a la hora que se me canta, irme a dormir cuando tenga sueño y al otro día descansar porque es feriado. ¿Qué por qué no lo hago? Por culpa. Porque en mi terapia intento resolver algunas fobias y no me queda tiempo para la culpa.

Por su fuera poco, en una semana el almanaque y al costumbre me van a obligar a hacer un balance que este año me parece no lo amerita. Espero que el próximo año me devuelva lo que éste se llevó…o mejor aún…espero darme cuenta que el año no se lleva nada…simplemente son pérdidas que deberían ayudarnos a crecer y a madurar.

Primero uno se fue de viaje y quedó el océano en el medio. El skype ayuda…pero no es lo mismo.
Después el otro estrelló su vida de golpe y todavía no me acostumbro a su ausencia.
Por último el temporal arrasó con lo poco que quedaba de mi y los vientos todavía no se calmaron.

Tontamente quiero que el calendario diga 2009 para sentir que todo quedó atrás, aunque acá, en el silencio sólo interrumpido por mi tecleo, puedo sentir que de mi depende y que mañana mismo podría ser un buen día si dejara de pensar. Ojo, es una alternativa que capaz tome, eh?

Así como algunos festejaron la llegada del salvador, nuestra noche lo tuvo. El pequeño sobrino resultó ser un fanático de la música y nos dio lecciones de todos los ritmos. Les comparto la magia del ritmo del flogger…

María, guardando los regalos que le trajo Papá Noel… 😉

Apariencias Martes, Dic 16 2008 

No, no vamos a hablar de la exitosísima película argentina protagonizada por los exitosísimos Adrián Suar y Andrea del Boca…no se ilusionen…

Hace un rato necesité tomarme un taxi. Me da culpa ser de las que dejan pasar los coches con esa mirada como eligiendo. Entiendo desde las entrañas la letra que dice ‘no venga a tasarme el rancho con ojos de forastero’…y así me siento cuando caprichosamente levanto o no la mano frente a un auto de alquiler. Pero bueh…los 30º de sensación térmica me habilitaban cierta selección.

La fila parecía una formación de tren. El conductor del primero miraba como esperando que sea carnaval y alguien tuviera ganas de mojarlo de un bombazo. Se que no le hubiese importado…con tal de refrescarse todo estaba permitido.

El segundo pedía a gritos un abanico aunque fuera el de Locomía.

El tercero era el mío: recién lavado, ventanas cerradas, conductor relajado.

Extendí la mano y el coche se detuvo a mis pies. Abrí la puerta, saludé y entré…todo junto…sin tiempo de espera entre una acción y la otra. En cuanto me senté me di cuenta que las apariencias suelen engañar. Tener los vidrios levantados no siempre significa que tiene el acondicionador de aire funcionando…tranquilamente, como en este caso, podría significar que el conductor desplegó una estrategia para cazar personas zonzas como yo. El tipo usaba sandalias tipo ojotas y se había cortado los jeans arriba de la rodilla. Más que olor a segundo tiempo diría que era a final de esos partidos que se juegan con alargue, siguen empatados y van por el gol de oro que nunca llega. En definitiva…un exitoso. Evidentemente lo importante no es serlo sino parecerlo…y, a la distancia, ese vehículo parecía otra cosa.

No me iba a bajar…no creí que el de atrás mejorara lo presente. Bajé completamente la ventanilla y miré al cielo implorando un chubasco. Mi actitud ayudó al chofer y se animó a abrir la suya y dejar de fingir que era un cómodo chofer de auto refrigerado. Ya en la esquina, y para romper el hielo, me mandó un ‘Qué calor, no? Está pesado. Es el sol que pega mucho‘. Tremendo actor y yo que no me di cuenta a tiempo.

María, confirmando que no todo lo que reluce es oro y de noche todos los gatos son pardos…

Me parece que falté a esa clase… Domingo, Dic 14 2008 

Sabrán ustedes disculpar mi ignorancia en estos temas que hacen al protocolo de las fiestas de festejo de 15 años de una ahijada. Asistí a un curso, me enseñaron a ser anfitriona de un té, a llevar una conversación interesante en una recepción, a presentar a desconocidos y ordenar banderas en un acto, pero en ninguna clase se habló de tema tan importante como el cumple de hoy.

Todo fue sorpresa. Supe del armado de un ‘book’…pero temí preguntar en qué consistía. Cuestión que en la recepción, al lado de la montaña de queso azul, entre la barra de bebidas y el guardarropas, había un póster de una muchacha que mucha gente se empeñaba en asegurar que era mi Tutu, y al lado una pequeña mesa con una especie de libro de visitas donde se podían dejar mensajes de saludos para la cumpleañera. No me iba a negar a dejar unas palabras para mi chica favorita. Me acerqué y vi que no era un cuaderno común y corriente: fotos, una hoja rosa, fotos, otra hoja celeste, fotos, hoja blanca, fotos, fotos.

Había necesidad de que me encontrara con ésto en la hoja 4?

Book_Tutu

Tiene algo que ver con el cumpleaños? Sigo pensado que es una foto trucada, es otra chica a la que le han puesto la cara de mi Tutu. Y no les paso la que está acostaba en la mesa de pool para evitar infartos. No, no, no, me contesto yo sola la pregunta…no era necesario que la tía pasara por semejante momento. Urgente una sublingual por favor…pero no había.

El resto de la recepción transcurrió con normalidad…socializamos con los que no vemos muy seguido y le entramos a esos manjares.

Después pasamos al salón…mesa familiar y de pronto…de la nada…se abre una cortina…humo…unas especies de bengalas y apareció la homenajeada vestida de rosa. Emocionante para mi que la tuve en brazos hace exactos 15 años. Vals con papá y algún que otro amiguito y a sentarnos.

Como para que conociera a la pequeña desde chiquita, el organizador no tuvo mejor idea que proyectar un vídeo donde la vimos en mis brazos el día de su bautismo, abrazándome junto a su mamá cuando tenía los dientes de lata, en un sillón riéndonos cuando volví de las vacaciones, el primer plano que le saqué cuando tomó la primera comunión, a upa de los abuelos que no están, de bebé con los pelos de papá como si fueran los suyos, el viaje en que llevaron a Indira, su perra, a que conociera el mar, y demás recuerdos que no hicieron más que provocarme mocos. Estuve en casi todas las fotos…de un lado o del otro de la cámara…pero siempre estuve.

Siguió más comida, y baile, y más comida, y el show que fue mi regalo, y más comida…y llegó el otro momento pum para abajo de la tarde: las velas.

No se de donde consiguió tanta inspiración…pero encontró palabras para explicar los motivos por los cuales invitaba a cada persona a acompañarla a encender una vela. En un momento, con su voz casi entrecortada, dice que quería invitar a alguien que la quería desde antes que ella recordara, que la amaba desde siempre, que se lo demostraba todo el tiempo, que tenía el récord por ser la tía del año todas las veces, porque por ella soportaba a los adolescentes y que le aseguraba que nunca la iba a abandonar y alguna cosa más que me hizo llorar. Y fui a prender la vela con ella. Originalmente su idea era que la música de fondo cuando me tocaba a mi fuese Alegría, pero al final cambió por el estribillo de un tema de Oasis que le pareció más adecuado. Y lloré…para qué les voy a mentir…el momento era para eso, no?
Después vino una para papá y otra para mamá. Las lágrimas siguieron brotando…no se imaginan las cosas lindas que dijo. Si no parecía la misma que discute y se pone de mal humor por cualquier cosa, que desafía a sus progenitores y sus reglas, que dice que sabe todo y siempre tiene razón…ésta era otra persona. 😉

Y después el brindis, y el carnaval carioca, y la mesa dulce y un set de música con temas que en sus títulos tienen nombre de mujeres: Cuando conocí a Raquel, Violeta, Elena no, y otras exquisiteces contemporáneas…ustedes saben a qué me refiero.

Ya cuando era la hora de irse aparecen pizzas, tostados, cervezas y jugos. Después del café de un rato atrás no daba para otra cosa más que para un té digestivo.

Ahora en casa, descansando de semejante trajín, viendo algunas fotos, con algo de esfuerzo estoy logrando quizás tener en cuenta la posibilidad que la jovencita de las fotos sea efectivamente mi Tutu…aunque me parece que no es…no puede ser…mi Tutu es una nena…

María, y si…tengo una ahijada quinceañera…
P/D. Sabiendo que es una canción importante para mi, la puso en el inicio de la ceremonia de las velas…es una fenómena…lo se desde que siempre…lo confirmé hoy…

Verte sonreir

15 años pasarán…15 años han pasado… Sábado, Dic 13 2008 

Ya todos sabemos que anoche la Luna estuvo más cerca de lo que volverá a estar en los próximos 15 años. Algunos pensarán que falta un montón de tiempo…déjenme decirles que están equivocados…15 años pasan en un abrir y cerrar de ojos.

Hace 15 años corrí en un taxi al Centro Gallego de Buenos Aires, subí escaleras y caminé por laberínticos pasillos sabiendo que no me iba a perder y que algo me indicaba por donde era el camino. Miré el reloj…eran las 6.35 y sentí un llanto de bebé que siempre supe era de mi Tutu. Qué pulmones!!!! Y cuanto pelo!!! Tenía hasta en la frente…y patillas…jejeje…capaz eran para hacer juego con la nefasto clase política de la época. La tuve en brazos desde ese día. La asomé por la ventana para que viera el pasacalles que le había hecho colgar dándole la bienvenida, le di mi dedo y se agarró de él. Podrán pensar que la quiero desde ese día…pero ella sabe que mi amor empezó desde que era una bolita en la panza de mami. Sin querer competir, desde hace un tiempo sostiene que su afecto empezó antes…dice quererme antes de saber todos que ella estaba en la panza de mami. Está aún en discusión esa teoría…pero no da para discutir.

La desperté con un ramo de flores, compartimos el desayuno, pidió un deseo y sopló una velita. La fiesta oficial será mañana…pero EL día es hoy.

Me avisó que así como quedó atrás la niñez, también dejó en ese lugar el gusto por las margaritas…ahora prefiere jazmines. Me lo dijo después de recibir el ramo de margaritas… 😉

María, afortunadamente entra las cosas que quiere cambiar no está mi manera de llamarla…quiere seguir siendo mi Tutu.

Primer foto de mi Tutu

Noche de Viernes Sábado, Dic 13 2008 

Este Viernes correspondía a Lady’s Night…pero opté por la excepción…y me alegro haberlo hecho.

Suele confundirse lo popular con lo masivo. Esta noche fue la prueba de lo contrario. Vi a un artista popular…pero para nada masivo. Kevin Johansen en el centro cultural Konex. Una noche increíble.

Gente sentada en el piso como si fuese un recital ochentoso. Alto porcentaje de gente algo hippona. Mientras cantaban se proyectaba lo que estaba dibujando Liniers en ese momento. Me sorprendí colgada mirando como se movían sus dedos mientras de fondo se escuchaba ‘Anoche soñé contigo’ o ‘No voy a ser yo’ o el resto de las canciones. No puedo jurar sin estar 100% segura…pero me parece que cantó todas sus canciones. Al menos no recuerdo alguna que no haya cantado. El momento de la noche me sorprendió mirando la luna gigante que empezaba a levantarse en el fondo. Los primeros acordes me llevaron a un lugar conocido y, de pronto, un silencio invadió el patio y cada resquicio del lugar fue invadido por Hindue Blues. La gente dejó de comer empanadas, los niños dejaron de caminar jugando, me senté en el piso y me rescosté en la reja. Uno de mis piés, creo que el derecho primer y lo siguió el izquierdo después, sin que yo pensara nada, empezaron a moverse despacito al compás de esa canción que me suena a himno. Mientras transcurría hice un esfuerzo para que no se me piantara un lagrimón y supe que ya pertenece al arcón de los recuerdos que me producen nostalgia. Ese banjo completa cualquier momento.

Y como todo se termina alguna vez, la noche también. Volví a casa mirando la enorme luna, sabiendo que fue una velada especial, única e irrepetible.

María, escuchando de fondo…qué lindo que es soñar y no te cuesta nada mas que tiempo

De 081212_Kevin_Johansen

Escuchar canción

Hindue blues 

It doesn't feel good, it doesn't hurt
I can't explain it without words
You're like a sunrise, your like a sun
You're like the young bird that hasn't sung
I can't look at you
You're so beautiful
I can't look at you
You're so beautiful

I can't explain it without words
It doesn't feel good and it doesn't hurt
You're like a young bird that hasn't sung
Like a sunrise, like a sun
I can't look at you
You're so beautiful...
De 081212_Kevin_Johansen

…y eso me hace acordar.. Miércoles, Dic 10 2008 

Increíbles, o incomprensibles para mi, los mecanismos de la memoria y el método de recuperación de recuerdos.

Sin ir más lejos, hace un rato, volviendo de hacer las compras, al doblar la esquina un par de patrulleros enfrente de casa llamaron mi atención. 4 vehículos en total, de los que bajaron una docena de señores uniformados de azul.

Hubiese sido un acto de indiferencia de mi parte subir a guardar las provisiones en la heladera…me quedé en la puerta hasta que alguien supiera algo más que yo. Ya sabemos a quien me refería. Los encargados de la cuadra pensaron lo mismo que yo y se congregaron en la puerta. Sabiendo cuales eran nuestras expectativas, cruzó la calle y volvió con la posta: un incendio en la planta baja.

Después de la manifestación de ayer en la que se pedía mayor seguridad para evitar los hechos delictivos que están ocurriendo en las últimas semanas en el barrio, la mayoría de los transeúntes pensaba que se trataba de un nuevo ataque y esperaban escuchar que lo habían apresado.

Una señora bien miró la acción y exclamó ‘espero que no se haya tirado nadie como en mi edificio el mes pasado’. Ese fue el pie justo para que varios vecinos contaran sus experiencias con gente que se arroja de los balcones. Y…’casualmente’…en el edificio incendiado había ocurrido un arrojo de esos…y en la misma cuadra otro…y en la esquina otro. Y parece que el momento daba para contar detalles y dar un resumen del final: la de la esquina, que cayó del 5to, no murió, pero el golpe la afectó y terminó en un psiquiátrico, dejando sola a su madre en silla de ruedas. La joven depresiva que cortó el alambre tejido del balcón y esquivó las rejas que bordeaban el aloe se está recuperando en Rosario. La muchacha desconocida que se arrojó sin ropa fue la única que pereció.

Posiblemente en un rato más se hubiesen recordado otras tragedias…para mi fueron suficiente con haber escuchado esas. Subí a la casa y no salí. Mañana me actualizarán la info…o me quedaré con el último reporte que resumió todo el caso: una falsa alarma. (Los bomberos vinieron, las ambulancias también, pero mi informante adivinó que no era tan grave parece).

María, sin sentir olor a humor…

Tiempo de otoño Martes, Dic 9 2008 

Se terminó Teatrísimo 2008. Pese a mi mala memoria, ya reconozco algunos rostros por haberlos visto en funciones previas. Una gran mayoría hemos ido a casi todas las funciones.

Hoy arrancó un poco más tarde. El comentario de los señores de la segunda fila, yo estaba en la primera, eran coincidentes: qué desnudo el de Felipe Colombo en Yepeto la noche anterior. Una señora muy valiente se animó a recordar que hace unos años vio en ese rol a Darío Grandinetti. No puedo reproducir los comentarios sin salirme de los carriles en los que suelen transcurrir nuestras pláticas.

Como sea, yo también lo vi en esa puesta…y antes de eso en Papi…donde también hacía un desnudo. Fin del recuerdo.

Retomo la historia. Un duelo entre 3 señoras actrices: Dora Baret, Thelma Biral y María Concepción César. El orden es meramente alfabético…no hubo nadie que fuera más que la otra. Una delicia verlas darle vida a estas 3 hermanas que se reúnen en el otoño de sus vidas a recordar sus años mozos e informar de sus decisiones inmediatas.

Desde esa primer fila del teatro Regina me trasladé a la noche que vi tele por primera vez. Blanco y Negro. ATC…canal 7 o alguna de sus repetidoras proyectaban Chantecler. La señora Dora Baret y el señor Lito Cruz se aparecieron por esa ventana pequeña a contar una historia que me resultó creíble.

Pasaron casi 30 años y la señora me volvió a emocionar. Su personaje tan melancólico, siempre al borde de quebrarse, contenida por sus hermanas y esos vasos de whisky que se sucedían como para mantenerle ocupada la mano.

Me sorprendió el parecido de la señora Biral con Marta Bianchi. No quiero sugerir que compartan cirujano, simplemente marco un par más para los parecidos de TVR. 😉

Con estos elementos nadie podría imaginarse el final. Después del matrimonio feliz de una, de la tarea humanitaria de la otra, y de la muerte en paz de la que se quedó en la casa familiar, un abrazo de las 3 actrices que dio tiempo para secarme las lágrimas, fue el inicio de un increíble baile de ese trío siguiente el ritmo de Corazón Espinado. Luego aplausos, flores y más aplausos.

Y me fui…esquivando las gotas de lluvia, esperando que llegue Teatrísimo 2009, sabiendo que pocas cosas pudieron hacer terminar mejor a tamaño Martes.

María, no hay tiempo de otoño para estas damas sobre el escenario…

Dónde se devuelve?!?!?!?!?!?!?! Lunes, Dic 8 2008 

Hace unos años tuve que conseguir una copia para oficiar de madrina de mi Tutu. Un papel llamado ‘fe de bautismo’. Un formulario que certifica que un día un sacerdote mojó mi cabeza con agua bendecida por él mismo y me dibujó una cruz con aceite en la frente. Cuando me tocó ser madrina y sostener al bebé, cada vez que tenía que decir ‘si renuncio’ o algo así, supe que mi promesa iba mucho más allá que prometer renuniciar a satanás. Prometía acompañarla en la vida mientras me necesitara sin condicionar jamás mi afecto, empujarla en las hamacas, prepararle chocotortas cada vez que lo pidiera, conocer su perfume favorito, mirar juntas por el telescopio imaginando que las luces de los barcos que pasaban por la costanera eran Uruguay y darle la seguridad de que siempre será mi chica favorita.

Sin ceremonia bautismal estoy segura que nuestra relación sería la misma, pero pongámosle que ls Iglesia ayudó para que sea formal…aunque el título de madrina viene después que el de tía con que me honra.

Nunca intenté mentirle…y cuando se hizo grande supo que no iba a llevarla a misa, no le enseñaría a rezar…y me aceptó igual. A ella tampoco le gusta la obligación de ir a misa los Domingos.

Con la verdad no ofendo ni temo.

Que quede claro que no cuestiono el orden divino ni la fe ni nada de eso, simplemente me parecen cada vez más decadentes algunas instituciones que se arrogan el derecho de decir la verdad.

Photobucket

Para el que leyó rápido y no entendió bien: un aporte de la iglesia en estas fiestas consiste en repartir golosinas que un párrafo más abajo pide como donación. O sea…van a ser intermediarios entre la gente de buena voluntad y los niños.
Cuando leo esas cosas me dan ganas de ir y devolver ese papelito llamado ‘fe de bautismo’…me da vergüenza pertenecer a la institución…pero creo que no me puedo desafiliar así como así.

Y si hacen lo que dice la canción? Nada es más auténtico que dar

Escuchar canción

María, un tanto cansada de no ver gente con sotana la mañana de Reyes en los hospitales…
P/D. Majo, ser madrina es mucho más que haber tenido a upa a Mateo durante la misa, eh? No sabés lo que te espera…jejeje…;)

Sueño hecho realidad Domingo, Dic 7 2008 

No, no…no estoy hablando de los ganadores de Cantando por un sueño, eh? Un sueño posta que lo hice realidad.

Me había quedado dormida mientras veía una película que me habían recomendado…y no como somnífero, eh? A la media hora ya no pude soportar a Di Caprio y cerré los ojos. Soñé que estaba viendo la peli y me aburría, entonces, me levantaba, iba a la heladera, encontraba medio paquete de manteca, un poco de harina que sobró de la torta del cumple de Carola, un poco de azúcar y 2 huevos, mermeladas de arándanos, calafate y mosqueta del viaje a El Bolsón (si, me fui a El Bolsón un día sin decir nada…y sin traer regalos…salvo las mermeladas con las que soñé) y me mandaba una pastafrola de aquellas.

Me desperté y totalmente decidida a hacer realidad el sueño le entré directo a la heladera. Coincidían todos los detalles. Simplemente seguí las instrucciones sintiendo un déjà vu.

Pequeño detalle…en el sueño las rejitas que hice por sobre el dulce no dejaban que éste se escapara como pasó en realidad. Al parecer, la consistencia de las mermeladas no era la adecuada para este tipo de preparación…eran más para untar sobre tostadas. En fin, si no son exigentes, pasen y prueben una porción de un sueño hecho realidad.

María, con ganas de soñar los números del Loto de hoy…

Photobucket

Página siguiente »