Eso decía mi padre.

Debido a la niebla que puebla Buenos Aires, no hay aviones en la mayoría de los aeropuertos del país…Bariloche inclusive.

Leyendo la letra chica del boleto de avión, me enteré que la compañía no se hace cargo de ningún cargo en el que se incurra por cancelaciones de vuelos si éstas obedecen a condiciones climáticas.

Esto provocó casi diría “desmanes” en el aeropuerto.

Unos minutos antes salí del edificio para jugar un poco con la nieve…dejé que esas hojuelas blancas me cubrieran el gorro. Si, ya sé, totalmente infantil. En fin…

Volví cuando escuché que llamaban a los pasajeros para anunciar la cancelación de los vuelos. Ahí se inició “eso” que digo que fue casi un desmán. Sentí que era el momento de entrar al selecto grupo de gente que aporta vídeos a los noticieros. Imaginaba mi filmación en Telenoche…la voz de María Laura o Santo diciendo “una persona desde Bariloche nos envía estas imágenes que registran el momento en que la empresa informa la cancelación de todos los vuelos”. Saqué la cámara de la mochila, me subí a la balanza donde se pesa el equipaje, me acomodé en un mostrador de LAN, prendí la cámara…y me acordé de Abel…”María, acordate que las baterías se descargan cuando hace muuuucho frío”…me acordé Abel, pero me acordé tarde…ya la había llevado a la nieve…ya había sentido varios grados bajo cero. Se malogró mi primera participación en los medios.

Recogí mi equipaje, fui a la terminal y me tomé el primer micro para El Bolsón. Acá está siempre mi cabaña caliente, con un pan de ciruela y pasas preparado por la esposa de Eric.

Me imaginé lamentándome por tener que quedarme en un paraíso como éste. Qué ridículo, no? Ninguna queja. Dormí calentita y vi nevar. Hubo un leve cambio de planes, pero como diría Carolina “vos siempre tenés un plan B”. En este caso, quizás hasta sea un plan “A”.

Voy para el lado de Maitén y Esquel…Trevelin me está esperando con una taza de té y una porción de torta galesa que intentaré plasmas en una foto…si las baterías no se agotaron…y me llegaré a Chile…capaz…

Por lo pronto, esta noche voy a ir a un Pub de la zona a escuchar buena música, mañana seguramente me tomaré un colectivo y seguiré el viaje…estoy segura que lo que me espera es el doble de bueno de lo que me atrevo a imaginar.

María, viendo nevar por la ventana

Anuncios