Hace un rato, viendo tele, me encontré con la noticia repetida de la violencia en el football. Esta vez fue en la zona sur, en el ascenso…una batalla campal entre simpatizantes de Talleres y Los Andes.

Una voz en off decía que algunos heridos fueron atendidos en el lugar de los hechos y luego…los de la barra brava, fueron trasladados a una comisaría.

¿Vieron al chico de pantalón corto azul con unas rayas blancas, que era asistido por un médico en la vereda, que le estaban vendando el muslo izquierdo antes de subirlo a una silla de ruedas y luego al patrullero? El que apareció en Crónica…ese con cara de bobo. Bueno, ése es mi ahijado.

María, indignada…por un tiempo no le puedo hablar…encima en cana por reincidente…no es la primera vez que se pelea por una camiseta…noooooo…

Anuncios